Get your own blogNext blog
Image hosted by Photobucket.com

viernes, junio 02, 2006

El pasado ilustra


Tengo varias teorias en la mente, pero por una razon y estadistica el 90% de las mesas de los desayunadores son redondas.

Es en las patas de las sillas de los desayunadores donde el rate mas alto de putazos en los dedos de los pies se presentan, porque casi siempre uno va a la cocina en tres situaciones muy peculiares: En la maniana todavia apendejado y modorro rascandote el culo con una mano y con la otra la nuca; te levantas a media madrugada con un chingo de hambre apendejado y modorro rascandote el culo con una mano y con la otra la nuca y, llegas hasta le culo de pedo a media madrugada y requieres tragar lo que sea para mitigar esa hambre de borracho, hay gente que hasta muerde barras de mantequilla. Estas situaciones acarrean en muchos casos un insufrible madrazo en un dedo del pie (o varios).

Por otro lado, que las sillas tengas patas es un hecho casi inevitable y que ha costado muchisimas cabezas resolver a muy alto precio, pero, si se puede resolver el problema (y asi se ha hecho) de los chingadazos que se da le gente con las esquinas de las mesas de los desayunadores.

Para este clase de putazo que resulta muy doloroso cuenta mucho cuando la esquina de la susodicha mesa queda a la altura del muslo o del tambien celebre huesito de la cadera, duele de a puta madres (claro, se toman en cuenta, velocidad, momentum y mamadas de fisica que traduzco en simple: que tan recio te lo des y que tan filosa este la mierda de esquina), asi bien, se aplican las mismas tres situaciones descritas en el parrado anterior por su evidente universalidad.

Sin embargo, para el caso de la mesa se ha resuelto de la manera mas inteligente haciendola redonda.

Hace una semana cambie la mesa de mi desayunador por una cuadrada, nomas pro qu me daba mas espacio.

Anoche, al llegar hasta mi madre de pedo, cai en el tercer supuesto de putazo con la esquinita en el muslo, hasta sangre me salio.

Ahora entiendo a los caballeros de la mesa redonda, repedotes y huevones, pero nada pendejos.

Puta mesa!

This page is powered by Blogger. Isn't yours?